Jueves, 19 de Octubre, 2017
Sección de suscriptores(as) Identificación Contraseña
BELICE / GUATEMALA
Tensiones se agravan
Javier Llopis Puente*
13/05/2016
Envíe un comentario Imprima el texto de esta página

Asesinato de niño guatemalteco por soldados beliceños en zona fronteriza desata conflicto diplomático.

En circunstancias aún no esclarecidas, Julio René Alvarado Ruano, de 13 años, resultó muerto por disparos de las fuerzas del orden beliceñas en la frontera entre estos dos países el 20 de abril, en un incidente en que además resultaron heridos su padre y su hermano.

En un mensaje a la Nación, el presidente de Guatemala, Jimmy Morales, calificó el ataque de “cobarde y desmedido”, y afirmó que el ejército guatemalteco aseguraría un “estricto ejercicio de protección a la soberanía”, en referencia a la disputa territorial que ambos países mantienen desde hace siglo y medio.

Al día siguiente, Guatemala movilizó 3,000 efectivos militares a la frontera con Belice “para prevenir nuevos incidentes”, como sostuvo el ministro de Defensa guatemalteco, Williams Mansilla. Asimismo, el embajador guatemalteco en Belice fue llamado a consultas.

Antoine Gely, politólogo guatemalteco del Instituto de Estudios Políticos de París, en comunicación con Noticias Aliadas, calificó esa reacción de “ridícula” porque “las fronteras en Guatemala son marginales en todos los sentidos; son zonas generalmente rurales a las cuales el Estado no llega”. En ese sentido, señaló, “este asunto es una ventana de oportunidad para el Estado para pretender que se está encargando de algo a nivel de seguridad”.

Por su parte, el primer ministro beliceño, Dean Barrow, recalcó que Belice “tiene una larga historia y tradición como un país amante de la paz, respetuoso del derecho internacional y de los derechos humanos”.

Barrow y Morales se reunieron el 24 de abril en la sede de las Naciones Unidas en Nueva York con motivo de la firma del Acuerdo de París sobre Cambio Climático. Ambos mandatarios acordaron hacer lo necesario para rebajar las tensiones a raíz de la muerte de Alvarado Ruano

Versiones contradictorias
Las autoridades de Belice aseguran que una patrulla de su Ejército investigaba actividades ilegales en el Parque Nacional Chiquibul, en el oeste del país. Según fuentes oficiales, la patrulla fue atacada al anochecer y respondió en defensa propia, lo que ocasionó la muerte fortuita del adolescente.

Por su parte, la Cancillería de Guatemala expresó sus dudas sobre la versión beliceña, calificándola de “excusa”. Las autoridades guatemaltecas aseguraron que las fotografías del cadáver del niño muestran que este recibió ocho disparos, cuatro de ellos por la espalda. El Ministro de Relaciones Exteriores, Carlos Morales, recordó que desde 1999, 10 ciudadanos guatemaltecos han muerto “por fuego beliceño”.

A pedido de los gobiernos de ambos países, la Organización de Estados Americanos (OEA) anunció el 27 de abril en un comunicado que llevará a cabo una investigación sobre el incidente “que se realizará de manera independiente a las tareas de verificación que se están llevando a cabo en este momento”. Asimismo, la OEA anunció que “procederá de inmediato con la identificación y el despliegue de los expertos pertinentes para realizar la investigación a la brevedad posible”.

El conflicto entre Belice y Guatemala es de larga data. Cuando la entonces Provincia de Guatemala obtuvo su independencia del Reino de España en 1821, Belice pasó a depender exclusivamente del gobierno de Guatemala. Con el Tratado anglo-guatemalteco de Wyke-Aycinena de 1859, Guatemala reconoció a Belice como colonia británica a cambio de que el Reino Unido construya una carretera que uniera el país con la ciudad beliceña de Punta Gorda.

En 1884, al no haber cumplido el Reino Unido con el tratado, Guatemala reclamó la recuperación del territorio de Belice. Londres no cedió al pedido y, casi un siglo después, en 1981, Belice obtuvo su independencia. No fue sino 10 años más tarde, en 1991, que Guatemala reconoció dicha independencia, no sin antes reclamar 12,272 km2 del territorio beliceño, equivalentes a más del 50% del país.

Gely indicó que el único interés que puede tener actualmente Guatemala para reclamar el territorio de Belice “es por las nuevas tierras que pueden ser explotadas para la agricultura intensiva, la extracción de minerales, entre otros”. En ese sentido,  las “supuestas ambiciones coloniales de Guatemala” podrían resultar en un incremento de la complejidad poblacional y geográfica en un país con graves problemas internos de seguridad. —Noticias Aliadas.

* Peruano, graduado en Ciencias Políticas en el Instituto de Estudios Políticos de París – Sciences Po,  Francia,  quien actualmente se encuentra realizando una pasantía en Comunicaciones Aliadas.


Compartir
Noticias Relacionadas
Noticias Aliadas / Latinamerica Press
Información y análisis independientes de libre reproducción mencionando la fuente.
Contáctenos a: (511) 460 5517
Dirección: Comandante Gustavo Jiménez 480, Magdalena del Mar, Lima 17, Perú
Correo: webcoal@comunicacionesaliadas.org

Mensajería interna: https://mail.noticiasaliadas.org
Este sitio web se actualiza cada semana.